Run2Discover: Bucarest

Por Javier Ullé

Bucarest, la capital de Rumanía es una ciudad abigarrada, difícil de definir… No es un sitio de una belleza que impresione, ¡vamos que no es Praga! Es una ciudad con una curiosa amalgama de edificios de estilo neoclásico, bloques de hormigón soviéticos, iglesias ortodoxas y desmesurados edificios gubernamentales.

Bucarest 1 Constitution Square

Creo que hay una evidente oportunidad de negocio para empresas constructoras ya que hay bastantes edificios por reparar, incluso yo diría que no tienen muy buena mano haciendo hormigón porque se le resquebrajan bastante los inmuebles.

Con esta descripción no quiero decir que no merezca la pena un par de días de visita, por supuesto también hay visitas interesantes, a mi particularmente me llamó mucho la atención el Palacio del Parlamento, situado en el centro de Bucarest es el segundo edificio administrativo más grande del mundo (el primero es el Pentágono). En un delirio de megalomanía después de una visita a Corea del Norte del que fuera tirano jefe del estado rumano Nicolae Ceusescu mandó construir este extravagante y colosal palacio. Es de unas dimensiones imponentes, los espacios interiores son impresionantes, ¡imagina una habitación de más de 2.000 metros cuadrados! El mantenimiento cuesta la friolera de 5 millones de € al año, y es que imagino que con la “rasca” que debe hacer aquí en invierno en calefacción se les debe ir un pico.

Si hablamos del tema de salir a pegarse una carrera tenemos varias opciones. Puedes salir a correr por el centro, de esta forma puedes conocer en poco tiempo el centro histórico porque no es demasiado grande. Lo llaman así, centro histórico, sin embargo, es de finales del S. XIX y principios de XX. Fuera de aquí te recomendaría correr por alguno de los parques de la ciudad ya que hay bastante tráfico y mucho ruido.

Correr en los parques

Si has comenzado por el centro histórico tienes muy cerca el parque Cismigiu, es un parque agradable, con un perímetro de unos 2 kms de camino asfaltado que cuenta con iluminación y alguna fuente. Justo al lado, recorrer una calle, tienes el Izvor Parke desde donde puedes admirar la obra del malo de Ceausecu, el palacio del Parlamento. El parque es bastante sosote, con un perímetro parecido al anterior, camino asfaltado bastante plano e iluminado por farolas. La combinación de ambos es la forma más sencilla y accesible de correr por Bucarest si estás alojado en el centro. Te dejo el track del circuito que yo hice.

Un poco más alejados del centro tenemos dos parques de unas dimensiones mayores: Herastrau Park a unos 3 kms del centro hacia el norte y Tinerului Park a prácticamente la misma distancia dirección sur. Yo fui a correr en Tinerului, tiene dos anillos concéntricos asfaltados y con farolas alrededor de un lago, con un perímetro de 2kms el anillo inferior. No es el parque más bello del planeta, pero es un parque decente para correr que cuenta con alguna fuente.

Bucarest 3 Parque Tinerului

Te diré que durante mi estancia me llamó la atención que es probablemente de las ciudades donde menos “runners” he visto, supongo que en una ciudad con los rigores invernales que tiene Bucarest se hace difícil salir a correr algunos meses.

Para la hidratación y repuesta de energías posteriores a tu carrera te dejo alguna recomendación: de las marcas de cerveza que tienen en Rumanía la mejor sin duda es Nenea Iancu, es una cerveza artesanal pero es difícil de encontrar, y de las, digamos más comerciales, la mejor es Silva que es una cerveza local.

Enjoy Bucarest!