Amundi apuesta por invertir en multiactivos en el escenario actual

La Renta Variable europea era, para Amundi, uno de los grandes protagonistas a principios de año. Sin embargo, a lo largo de los primeros meses los riesgos de la zona ha aflorado y hay que cambiar de estrategia de manera activa. Reactivar el riesgo de guerra comercial con nuevos aranceles y llegar a una guerra comercial perjudicaría especialmente a las economías más exportadoras, como es el caso de Europa.

Los estrategas de Amundi recomiendan, en este escenario, invertir en fondos multi-activos y apostar por la corta duración en un entorno de crecimiento “desacelerado” en el que las guerras comerciales, la geopolítica en Oriente Medio, y la política italiana actúan como factores de riesgo

Con las materias primas encuentra Amundi otro de los grandes problemas. “El petróleo está por encima del precio que teníamos previsto. Y donde más duele vuelve a ser en las economías importadoras de petróleo. Y lo hacemos con un dólar débil, lo que perjudica todavía más”, apunta Víctor de la Morena. Y luego están los temas internos de la mano de Italia. Debilidad para el proyecto en común.

 

Víctor de la Morena, Amundi, comenta así la situación de mercado:

 

Eso hace que durante estos 6 meses, el posicionamiento se haya orientado más hacia una economía que parecía más cara, pero ofrece más refugio. EEUU parece un mercado más doméstico y hemos rebalanceado la cartera para tener más peso de renta variable americana y menos europea. Y lo mismo nos ha pasado con Japón que ha funcionado peor de lo que esperábamos.

Amélie Derambure, senior Multi-Asset Portfolio Manager de Amundi, afirma que el momento es adecuado para invertir en multi-activos, dado el actual “período de transición” que se está viviendo por parte de los bancos centrales, en cuanto a su política monetaria. En particular, un fondo multi-asset permitiría invertir globalmente en acciones, divisas, bonos corporativos, financieros y de otros tipos, con diversidad geográfica.