Maserati Levante, la gran apuesta

Maserati se adentra en el segmento de los SUV de lujo de la mano del Maserati Levante, un modelo que llega jugando un papel fundamental en el futuro más inmediato de la marca italiana proponiéndonos lujo y exclusividad. Una apuesta total frente al Porsche Cayene.

Desarrollado sobre la misma plataforma que las berlinas de la marca el Maserati Levante nos propone estilísticamente la adaptación de los trazados conocidos en el Maserati Ghibli y el Maserati Quattroporte al segmento de los grandes SUV. Estrechas ópticas, una gran parrilla, las características branquias laterales, un paso de rueda trasero redondeado… cada rincón de su diseño destila aroma italiano y evidencia que forma parte de Maserati.

En su interior el Maserati Levante contará con tapicería de cuero de serie, destacando además su pantalla táctil de 8.4 pulgadas, también de serie, con 8 altavoces al cargo de su sonido. Además la firma italiana promete una habitabilidad en lo más alto del segmento.

Maserati Levante – V6 3.0 biturbo gasolina, 350 caballos y 500 Nm de par, con un 0 a 100 km/h de 6 segundos y una velocidad máxima de 251 km/h. Su consumo medio es de 10.7 l/100 km y emite 249 g/km de CO2.

Maserati Levante S – V6 3.0 Biturbo gasolina, 430 caballos y 580 Nm de par, con un 0 a 100 km/h de 5.2 segundos y una velocidad máxima de 264 km/h. Su consumo medio es de 10.9 l/100 km y emite 253 g/km de CO2.

Maserati Levante Diésel – V6 3.0 turbo, 275 caballos y 600 Bm de par, con un 0 a 100 km/h de 6.9 segundos, una velocidad máxima de 230 km/h. Su consumo medio es de 7.2 l/100 km y sus emisiones de CO2 de 275 g/km.