Los proveedores asiáticos dudan de Apple

El iPhone de Apple cumple diez años y la compañía de Cupertino está de estreno y celebración. Al Apple Watch y la Apple TV se suman el iPhone 8 y el iPhone 8 Plus, aunque es el esperado iPhone X Edition el verdadero protagonista de esta fiesta, un dispositivo que aspira a satisfacer las necesidades de innovación que los usuarios de la marca llevan tiempo esperando. Sin embargo, las novedades presentadas ayer en la nueva sede de Apple Park parece que no convencen a todos y a las dudas que se vieron anoche en Wall Street se unen hoy los proveedores asiáticos de la compañía.

El proveedor de lentes para cámaras Largan Precision cae un 3,8% en Taiwang, un mercado en el que también destaca el descenso cercano al 1% de la ensambladora del iPhone Hon Hay Precision Industry, más conocida como Foxconn. Taiwan Semiconductor Manufacturing, la mayor empresa de fundición de semiconductores del mundo, cae un 0,5%.

En el lado contrario suben los títulos de Samsung Electronics un 1,37% y también registra ascensos el fabricante surcoreano de chips de memoria SK Hynix, que sube un 3%. Esta empresa también es proveedora de Apple, pero Toshiba ha firmado un memorándum para intensificar las negociaciones para la venta de su negocio de chips de memoria con un grupo liderado por la firma de capital privado Bain Capital y SK Hynix, según el diario Nikkei.

Aunque continúa el rally en algunos índices, sobre todo en el Nikkei japonés, algunas plazas se estancan después de los ascensos de ayer en Wall Street después de que el secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, dijera que la reforma tributaria podría ser retroactiva al 1 de enero de 2017 y que esta reforma estará lista antes de fin de año.