Las carreras de barrio unen fuerzas en Madrid

Quieren proteger las carreras de entidades vecinales y deportivas ante el incremento de grandes eventos organizados con ánimo de lucro

Piden al Ayuntamiento más efectivos policiales, ayudas para los trofeos y obsequios a los atletas y retrasar la hora de inicio de las carreras

La Unión surge al amparo de la Federación Regional de Asociaciones Vecinales

El running también forma parte de la vida cotidiana de los barrios. Por ello, un grupo de carreras ha decidido unirse para conseguir objetivos comunes, y han creado la “Unión de Carreras de Barrio de Madrid”.

Esta plataforma es fruto de la unión de asociaciones vecinales y deportivas de los distritos de la capital. Está enmarcada en la Federación Regional de Asociaciones Vecinales (FRAVM), y se ha creado como un espacio donde estas asociaciones colaboren para mejorar las carreras populares que se celebran en los barrios de Madrid.

Tiene dos objetivos clave: ayudar a organizar las que tienen más dificultades, y garantizar el futuro de las carreras de barrio. Así lo explica David Corbacho, presidente de Espartanos de Madrid y fundador de la Unión: “queremos difundir la importancia y valor de estas carreras, y sobre todo solucionar los problemas que tienen”.

La plataforma, presentada este jueves 17 de mayo en el Retiro, reclama la atención del Ayuntamiento de Madrid. Demandan entre otras cosas, una mayor agilidad a la hora de conseguir los permisos para las carreras, mayor número de Policías Municipales para los eventos o más contenedores de basura y vallas. Además piden apoyo económico para financiar los trofeos y obsequios.

“Las carreras de barrio debemos reaccionar para encontrar soluciones a las carencias y defectos que acusamos, y recuperar el terreno perdido”, expone Jesús López, representante de la Asociación Vecinal de Valverde y organizador de la Medio Maratón de Fuencarral. Este es otro de los problemas a los que se enfrentan. Debido a la gran cantidad de oferta de carreras populares, algunas de ellas con empresas con muchos recursos detrás, las de barrio han sufrido un descenso en las inscripciones. 

¿Para qué se ha creado esta Unión? pues según Isaías Díaz de la Asociación Deportiva Marathon: “para dar a conocer entre los runners los beneficios para los barrios de nuestras carreras, multiplicar su difusión y añadirlas a los planes de deporte del Ayuntamiento”.

Además, Quique Villalobos presidente de la FRAVM en un comunicado posterior a la presentación, explica que otro problema es el inicio del horario de las carreras, que durante años el Ayuntamiento ha marcado a las 9:00 o incluso a las 8:00. Además de ser horarios impopulares, el problema principal es que toda la preparación hay que adelantarla a horarios nocturnos o de madrugada, con las consiguientes molestias de ruidos para el vecindario. Por eso pedimos que la salida de las carreras sea, como pronto, las 10:00”.

Villalobos continúa: “necesitamos que el Ayuntamiento se implique. Si no se implica los barrios se morirán; Madrid no es solo el centro de la ciudad, y hay que tener en cuenta que las carreras son eventos que permiten que los barrios sigan vivos: en ellas se da a conocer el barrio, el comercio, su historia, las calles de la zona… Con la unión buscamos fortalecernos, el aprender unas carreras de otras , y conseguir el mejor circuito posible. En el fondo esta Unión de Carreras de Barrio viene a aportar mucha vida a la ciudad y esperemos que sea todo un éxito; empeño y ganas le estamos poniendo”.