El lujo crecerá un 4% hasta 2021

Escaparate de Jimmy Choo

El sector del lujo sigue creciendo sin frenos. En los próximos tres años va a crecer un 4% hasta llegar a los 517.000 millones de euros de facturación en 2021, pero todo ello mientras se enfrenta a los problemas de la economía de los últimos años: entre ellos, el auge de Internet y la fuerte competencia.

El comercio online es un “must” para las empresas hoy en día y la industria del lujo no ha podido escaparse de Internet. Ahora, para ser el líder en este sector hay que enamorar a la red. Pero no solo basta con eso, cada día hay más competencia y más opciones con las que los clientes puedan ser infieles a una marca. Sin embargo, según el informe ‘The Luxury and Cosmetics Financial Factbook 2018′ de EY, sí que hay una lista que deben cumplir si quieren obtener el liderazgo.

Primero, hay que ser capaz de enamorar en Internet. De hecho, a tal punto llega la cosa, que el 65% de las compras en cosmética han sido influenciadas digitalmente. El problema de Internet es que aquí todo cambia muy rápido. De hecho, parte de culpa es de los bloggers e influencers, que al opinar sobre tantos productos todos los días, hacen que las preferencias del consumidor cambien muy rápido. Por eso, las compañías tienen que estar al pie del cañón para identificar rápidamente estos nuevos gustos y por tanto, fabricar y poner a la venta nuevos productos.

Y entre las últimas tendencias con respecto a los productos está el furor por lo natural. Los datos reflejan que un 63% de las mujeres millennials consideran “muy importante” que los productos sean naturales. De hecho los millennials requieren un gran cambio en la industria, porque si se quiere alcanzar este grupo de población, hay que tener en cuenta que quieren un nuevo lujo acorde con sus aspiraciones y su forma de comprar.

Pero si nos vamos a los rasgos generales, los encuestados valoran más los productos fabricados a mano y los que son atemporales, que se puedan llevar sin importar las modas, y, otra de las características curiosas, es que valoran que los productos sean “sexys“. Las categorías más sexys para los encuestados son los zapatos y los accesorios, justo las categorías principales del sector, las que impulsan el crecimiento de todos los segmentos. Por otro lado,  los mercados que más valoran ese “sexiness” son Estados Unidos y China.

China tiene un papel protagonista en el mercado del lujo. De hecho, es el gran consumidor consumidor mundial. Con una población tan elevada, es lógico que en este país se hayan realizado el 30% de las compras del mercado global del lujo con unos ingresos de 24.000 millones en el último año. Los mercados emergentes son otro factor a tener en cuenta. Van a ser los motores de crecimiento en los próximos años según el estudio. Para mantener el crecimiento hasta 2021, son tan importantes que, de hecho, el informe espera que la industria crezca en los próximos 3 años un 4% más en los mercados emergentes que en los mercados desarrollados.