El Ibex se aferra a los 10.200 puntos en la apertura

El Ibex 35 se aferra a los 10.200 puntos en la apertura de esta sesión de jueves. En un día día festivo en Madrid y por lo tanto en una sesión con menos volumen de negocio, el selectivo de la bolsa española baja un 0,18% a 10.210 puntos tras media hora de negociación. Los valores que lideran las caídas son SiemensGamesa y Acciona y Meliá Hotels, estas dos últimas compañías cotizan con recortes superiores al 2% los resultados que presentaron al cierre de la sesión del miércoles.

En las bolsas europeas, apertura muy plana en los principales índice en medio de muchos resultados empresariales, principalmente en Alemania. Allí Commerzbank, el segundo prestamista del país, ha vuelto a presentar beneficios en el tercer trimestre del año frente a las pérdidas de 637 millones del segundo trimestre. Commerzbank está en pleno proceso una reestructuración por el que reducirá su plantilla a 36.000 trabajadores en 2020 frente a los 43.000 que tenía en 2015. Por su parte Deutsche Telekom, la mayor operadora de telecomunicaciones europea, ha elevado previsiones de beneficio para todo 2017 tras ganar un 3,3% más en el tercer trimestre. Tras fracasar el intento de fusión de su división en USA T-Mobile con Sprint, la operadora apunta a que seguirá creciendo en USA gracias a las recientes inversiones.

Entre los protagonistas del día también encontramos a MunichRe, que pierde 1.400 millones de euros en el tercer trimestre por el impacto negativo de los huracanes en EE.UU. Irma y Harvey. Mientras Siemens ha decepcionado con los resultados de su división industrial, donde el beneficio baja un 10% en el cuarto trimestre fiscal debido al mal comportamiento del negocio de turbinas de gas, en parte debido a la sobrecapacidad. El beneficio de esta división ha sido de 2.200 millones de euros frente a los 4.940 millones esperados.

Y hoy el mercado también mira a Adidas, que reitera previsiones de crecimiento para todo 2017 tras presentar una mejora de las ventas del 9% y una subida del beneficio a 526 millones de euros en el tercer trimestre. El grupo de ropa deportiva apunta al buen comportamiento del mercado chino y norteamericano, donde le sigue arañando cuota de mercado a Nike.