El euro, sin un respaldo fiscal y de deuda común, podría desaparecer

El ejecutivo comunitario propone impulsar la creación de un producto financiero llamado titulización de bonos soberanos de la zona euro (SBBS por su acrónimo inglés), un primer paso hacia el Eurobono.

La idea es que una entidad privada empaquete deuda soberana de todos los Estados Miembros de la zona euro en cantidades proporcionales a su peso en el capital del BCE y luego venda títulos respaldados por esos bonos soberanos a los inversores.

Manuel Hidalgo, profesor de Economía aplicada en la Universidad Pablo Olavide de Sevilla, comenta en Capital Radio esta nueva idea de la Ejecutiva Europea, y analiza la situación actual del euro.

La propuesta que presenta hoy la Comisión para muchos será poco ambiciosa, porque no es ni de lejos un eurobono, y para otros muchos lo será demasiado. Este paso adelante  crea una estructura para que, eventualmente, estos bonos puedan crearse.

Manuel Hidalgo es de los defensores de estos bonos: “el eurobono es necesario para que haya un respaldo fiscal y de deuda común para fortalecer el Euro, nos quedamos a medias con esta medida”

Hidalgo opina que, “si este producto hubiese existido durante lo peor de la crisis del euro, se habrían evitado muchas de las dinámicas que se desataron en los mercados“.

Cuando los países están unidos por una sola moneda, existen los llamados “shocks asimétricos” que, como indica el Profesor,  “no son responsabilidad de hacer las cosas mal, sino que simplemente ocurren”. “Se necesita una responsabilidad fiscal común para amortiguar estos shocks“, recomienda.

No sabemos si crearemos un futuro fondo monetario europeo, si haremos una unión bancaria… En estas lineas hay reticencias y dudo que esto se vaya a conseguir a medio/corto plazo”, lamenta Hidalgo.

En definitiva, “tarde o temprano habrá que crear algún órgano económico y fiscal común porque la permanencia y estabilidad del euro lo requiere“, concluye el profesor de Economía aplicada.