El Consejo de Seguridad analizará la decisión de Trump sobre Jerusalén

El Consejo de Seguridad de la ONU se reunirá mañana para analizar una respuesta ante el anuncio de EEUU de reconocer a Jerusalén como capital de Israel.

Donald Trump anunció formalmente que los EEUU reconocen a Jerusalén como la capital de Israel. “He decidido que es hora de reconocer oficialmente a Jerusalén como la capital de Israel”, dijo el líder estadounidense desde la Casa Blanca, tras ordenar el traslado de la embajada estadounidense de Tel Aviv y reivindicar “un nuevo enfoque” para el conflicto israelí-palestino: “Es por eso que siendo consecuente con la Ley de las Embajadas, también ordeno al Departamento de Estado que empiece los preparativos para mover la embajada estadounidense de Tel Aviv a Jerusalén. Esto comenzará inmediatamente el proceso de contratación de arquitectos, ingenieros y planificadores para que la nueva embajada, cuando esté acabada, sea un tributo magnífico a la paz”.

 Nada más conocer esa decisión de Trump, el secretario general de la ONU, António Guterres, ha insistido en la necesidad de que el estatus final de Jerusalén sea resuelto en negociaciones directas entre israelíes y palestinos. Guterres también ha reiterado su oposición a cualquier medida unilateral que pueda poner en riesgo el proceso de paz

El presidente palestino, Mahmud Abbás, asegura que Donald Trump viola todas las resoluciones y acuerdos internacionales

Añade que va en contra del consenso internacional expresado por posiciones de varios países del mundo y que EEUU perderá su condición de mediador: “Estas medidas, que rechazamos y rechazamos, crean limitaciones deliberadas en todos los esfuerzos para lograr la paz y reflejan la retirada de los Estados Unidos del papel de supervisar el proceso de paz que ha desempeñado en el pasado. Además, estas medidas se consideran una recompensa a Israel por negar los acuerdos y desafiar el derecho internacional”.

La UE expresa su grave preocupación por la repercusión que puede tener en el proceso de paz en Oriente Medio

La alta representante comunitaria para la Política Exterior, Federica Mogherini, recuerda que la posición europea, que busca una solución de dos Estados, permanece sin cambios. Por su parte, el presidente de Francia, Emmanuel Macron, califica de “lamentable” la decisión de Trump: “Esta es una decisión lamentable que Francia no aprueba y que va en contra del derecho internacional y todas las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU. El estado de Jerusalén es una cuestión de seguridad internacional que concierne a toda la comunidad internacional. Afirmo categóricamente que el estatus de Jerusalén debe ser determinado por israelíes y palestinos en el marco de las negociaciones bajo los auspicios de las Naciones Unidas

El primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, valora como justa y valiente la decisión de Trump y considera que es un paso importante para la paz porque no hay paz que no incluya Jerusalén como capital del Estado de Israel